De pensar (o afilar el hacha).